Mujeres del siglo XXI. Feminismo e Igualdad.

Tras todo los hechos recolectados y narrados en las distintas entradas de este blog, quiero con esto poder llegar a lograr que el mayor número de personas se den cuenta de la importancia que las mujeres han tenido en la historia a lo largo de toda ésta; a pesar de que siempre nos hemos mantenido más apartadas, como en las sombras.

captura-de-pantalla-2019-04-09-a-las-13.12.11.png
Entradas del blog “La Historia en Femenino”, 2019. Fuente: de mi autoría.

En muchos casos logramos reescribir la historia y le dimos otro sentido a la humanidad, haciéndose así presente la importancia de todas las mujeres, rompiendo mitos y falsas creencias sobre nosotras.

He intentado con todo esto conseguir una igualdad con respecto al protagonismo que siempre consiguen los hombres, acabando así con el papel de la mujer sumisa que parece que hemos tenido que adoptar las mujeres la mayor parte de la historia a causa de que la sociedad nos lo imponía; en otros tiempos, y también en la actualidad, una mujer engrandecida y luchadora es peligrosa, ya que eso nos hace movilizarnos y reclamar los derechos y la igualdad que nos merecemos, nos hace replantearnos como está marchando la sociedad con respecto al feminismo y la tan ansiada igualdad de género.

1434049790_197630_1434062094_noticia_normal.jpg

Reivindicación de mujeres por sus derechos, 1985. Fuente: El País.

Y, ante esto, nos hemos dado cuenta de que si una mujer no lucha por sus derechos, jamás los podrá disfrutar. Parece que los distintos derechos que se han conseguido a lo largo de la historia no radican para las mujeres también, en algunos casos parecemos ciudadanos de segunda categoría, limitadas a unos estándares retrogradas e ilógicos.

Ejemplo de todo esto es la actitud que toman las autoridades ante una violación, por ejemplo, que ponen el testimonio de la víctima en duda o trivializan todo el hecho en sí,  pudiéndose comprobar la “cultura de la violación” en la que está inmersa nuestra sociedad actualmente, dejándonos con esto entrever que piensan que aquellas víctimas han tenido que hacer algo, actuar de cierta manera o llevar puesto cierto atuendo que pudiera llegar a provocar al perpetrador de la violación.

Esa es la sociedad en la que vivimos, una sociedad que prefiere enseñarnos a defendernos ante una violación, que enseñar a los hombres que violar está mal.

271193_200974760035713_1495475675_n.jpg
Marchas contra la cultura de violación que se esta dando actualmente, S.f. Fuente: El Cotidiano.

Porque, a pesar de que los hombres son los principales pilares del machismo y la desigualdad, las propias mujeres en algunos casos nos atacamos entre nosotras, pudiéndose apreciar la existencia de esa mentalidad patriarcal que moran en la mayoría de la población.

Estos hechos son apreciativos en acciones como el criticar a otras mujeres por como van vestidas o por su peso, a las mujeres que no quieren tener hijos, a las que disfrutan plenamente de su sexualidad o hablar mal de las chicas que no se maquillan o se maquillan mucho. Estas acciones dejan entrever ese machismo que también esta arraigado en muchas mujeres, nos gusta criticar y juzgar a las demás personas, parece que es algo que está impreso en nuestro ADN; eso debería cambiar, y sobre todo en el caso de las mujeres, si queremos igualdad debemos comenzar con nuestras propias acciones.

Así que lograr una igualdad de género es posible, pero debemos trabajar todos en ello, sin ninguna excepción, da igual que no hayas vivido ningún caso de machismo (algo que dudo mucho, un 63% de la población femenina española ha sufrido algún tipo de acoso o agresión machista).

igualdad_copy.jpg
Igualdad de género. Fuente: Diario Responsable.

Así como he ido reivindicando a lo largo de todo el blog, la igualdad total de género se conseguirá derribando las barreras que existen. Muchas mujeres anteriormente se han movilizado, se levantaron un día y decidieron cambiar el mundo a un lugar más seguro y justo para todos, pero sobre todo para las mujeres, que desde tiempo inmemorables hemos tenido que vivir atadas a un hombre; por todo esto, debemos seguir luchando, reivindicándonos, porque solo tener la certeza de que existe una igualdad en esta sociedad no quiere decir que realmente se dé. Pero esto no debería solo darse en España, debería extenderse más allá, llegar a países donde esa desigualdad es aún más latente y notable.

Porque a pesar de que aún existe desigualdad en España, ésta no es ni de cerca tan preocupante como la que se da en otro países, así que debemos seguir luchando por todas y cada una de las mujeres de este mundo, por aquellas que no tienen voz.

¡Gracias por leer! ❤️


REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s